Qué es un Health Coach y cómo puede ayudarte con tus molestias digestivas

Este post tenía muchas ganas de compartirlo contigo para que puedas salir de dudas sobre qué es un Health Coach y cómo puede ayudarte a manejar tus molestias digestivas o tu síndrome de intestino irritable.

En primer lugar, empezaré definiendo brevemente qué es el COACHING, esa palabra que se ha puesto tan de moda últimamente pero que, en muchas ocasiones, no sabemos muy bien en qué consiste… El coaching o “entrenamiento” en castellano, es un proceso por el cual un “coach” o “entrenador” te guía y acompaña para que alcances tus objetivos. Te pongo un ejemplo que verás muy claro: en el mundo del deporte, sería el entrenador del deportista, que no sólo enseña las técnicas para poder lograr sus metas deportivas, sino que está también ahí como motivación, apoyo, guía…

Health coach, salud intestinal, SII, FODMAP

Entonces, respecto al Health Coaching, ¿de qué estamos hablando?

Pues igualmente, es un proceso mediante el cual el “Coach de Salud” guía a su cliente para que pueda alcanzar sus metas respecto a salud y bienestar a través de cambios progresivos (paso a paso) en su alimentación y estilo de vida. En este caso, el cliente aprende sobre alimentos nuevos y saludables, y el concepto de alimentación primaria: cómo hay otras áreas de nuestra vida que también nos alimentan, no sólo física, sino también mental y emocionalmente. Y que son igual de importantes o más que la alimentación a la hora de trabajar. Esas áreas son nuestras relaciones, la actividad física, la carrera profesional y nuestra espiritualidad o conexión interna.

Este tipo de “entrenamiento” está completamente enfocado en el cliente: dónde se encuentra en este momento y hasta dónde quiere llegar con respecto a su salud y bienestar.

Ahora que ya tienes un poco más clara cuál es la misión de un Health Coach, te voy a contar cómo trabajamos.

¿Cómo trabaja un Health Coach?

Health coach, Carmen Muñoz, SII, SIBO, salud intestinal, FODMAP, problemas digestivos

En el caso de un Coach enfocado a estos temas, este trabaja con su cliente en establecer las metas que, incorporadas y realizadas gradualmente, mejorarán tanto su alimentación primaria como la secundaria (en este caso, los alimentos que ingerimos cada día y que nos afectan a nivel físico). Actúa como guía y facilitador, ayudando al cliente a tomar el control de sus acciones y a que tome responsabilidad en su bienestar. Al fin y al cabo, el cliente es el protagonista de su propio cambio.

A través de una serie de sesiones, establecidas en un Programa Individualizado de trabajo, se van estableciendo objetivos y metas a alcanzar, y se van dando los pasos para que puedan ir lográndose, mediante un trabajo personal de descubrimiento, dónde el cliente inicia un viaje maravilloso hacia su bienestar y la vida que tanto anhela.

Y no es casualidad que los clientes que pasan por un proceso de coaching, acaben describiéndolo al final como un “proceso de transformación”, y un “antes y un después en sus vidas”.

En realidad, la figura del coach es muy necesaria y gratificante en estos días que vivimos, dónde todo va tan deprisa, dónde nos hemos desconectado de nuestras necesidades más básicas y vitales, dónde el exceso de información nos devora hora tras hora… Por eso, no es de extrañar que, hasta los coaches, también tengan y necesiten de otros coaches, guías o mentores en sus vidas (en mi caso, es un aspecto fundamental y no podría manejarme tan bien sin su ayuda).

¿Cómo puede ayudarte un Coach a recuperar tu bienestar y aprender a gestionar tus molestias digestivas?

Llegados a este punto, hemos de aclarar que un Health Coach no es un profesional sanitario (como pueden ser médicos, nutricionistas…), su labor no consiste en diagnosticar enfermedades o establecer pautas nutricionales como lo haría un dietista. Su trabajo es diferente y va más allá porque, como ya hemos dicho, adquiere una visión global de la persona y trabaja en diversas áreas de su vida, no sólo en paliar síntomas o establecer dietas alimentarias.

Por esto, trabajamos en colaboración estrecha con muchos profesionales sanitarios, y nunca intervenimos en casos que implican problemas de salud graves o con clientes que puedan conllevar riesgos de salud. Por ejemplo, no trabajamos directamente con personas que tienen afecciones médicas continuas graves, como el cáncer, que pueden requerir una terapia nutricional avanzada y tratamientos específicos. o con personas que toman medicamentos recetados que podrían verse afectados por una determinada dieta, como la insulina para la diabetes o anticoagulantes, o con mujeres embarazadas que desean ayuda nutricional prenatal. Si podemos trabajar dando apoyo y guía con ellos en otras áreas de sus vidas (como cultivar sus relaciones, o la importancia de mover su cuerpo…), pero siempre en estrecha relación con el profesional sanitario y bajo sus recomendaciones.

Pero si esto no es tu caso, si que hay muchas cosas que un Health Coach puede ayudarte a conseguir en el área de sentirte mejor y recuperar tu bienestar digestivo. Y trabajar con uno tiene muchas ventajas porque:

Health Coach, IIN, SII, SIBO, FODMAP, salud intestinal, IIN health coach, Carmen Muñoz
  • Proporciona estrategias personalizadas a cada cliente → que incluyen ideas de recetas basadas en tus necesidades únicas (incluidas alergias y sensibilidades que no son FODMAP); o pautas sobre cómo pedir en tus restaurantes favoritos o cuando sales con amigos; o como preparar y planificar tu menú semanal de manera efectiva; o cómo organizar una comida en casa adaptada a tus necesidades pero que guste a todo el mundo...

  • No solo trabaja en el área de la alimentación → sino que se profundizan en otras áreas que también intervienen en gozar de mayor bienestar y sentirse más sanos, por dentro y por fuera (ejercicio, relaciones, autocuidado...)

  • Las sesiones de coaching pueden realizarse en cualquier momento y en cualquier lugar → No es necesario encontrar a alguien que viva en tu mismo lugar. La mayoría de los coaches ven a sus clientes en línea y tienen horarios muy flexibles. ¡Yo tengo clientes que viven al otro lado del charco!

  • Accesibilidad → Un buen “entrenador” está disponible para responder preguntas por correo electrónico a medida que surjan, o ir adaptando tu plan a medida que avances, para que nunca te sientas atascada en el proceso. Se mantiene un contacto periódico entre coach y cliente, que motiva a continuar adelante.

  • Programas y métodos probados → Por ejemplo, mis programas de coaching individuales, o el próximo programa grupal que va a ver la luz dentro de muy poco, están diseñados para proporcionar un resultado específico por un precio fijo. Cuando hayas terminado de trabajar conmigo, sabrás cuáles son tus alimentos desencadenantes de molestias, aprenderás a controlarlos de una manera deliciosa y divertida, y disfrutarás de una vida feliz y maravillosa de nuevo.

  • Aunque los coaches no pueden diagnosticar ningún tipo de enfermedad o condiciones de salud, si podemos ayudarte a lograr un objetivo, una vez tengas un diagnóstico. Por ejemplo: como llevar a cabo la dieta FODMAP si tienes SII u otro problema digestivo relacionado que pueda beneficiarse de ella (SIBO, intolerancias...); ayudarte a sentirte mejor a través de una alimentación limpia y real, sin productos procesados; mostrándote la importancia de darte el cuidado y la atención que también necesitas, escuchando las necesidades de tu cuerpo y descubriendo qué acciones son útiles para ti para alcanzar la vida que deseas...

Con todo esto creo que he podido aclararte cuál es nuestra misión como Health Coaches y en qué podemos ayudarte. Pero en definitiva, lo más importante de todo es que encuentres al profesional adecuado para ti (ya sea coach, dietista o especialista sanitario) que te escuche, te trate como a una persona única, con unas necesidades específicas, y que te ayude a lograr tu objetivo de volver a sentirte bien.

Espero haberte ayudado un poco a que puedas encontrar la ayuda profesional que te mereces. Si no decides trabajar conmigo, ¡está bien también! Lo único que deseo de corazón es que encuentres al profesional adecuado en FODMAP que pueda ayudarte a resolver tus molestias digestivas.

¡Porque te mereces poder comer delicioso, sin sentimientos de frustración o restricción, y empezar a sentirte bien!


Y si al final decides que quieres trabajar con un coach, estás en el lugar correcto.

Mis programas de coaching van desde programas grupales de apoyo y motivación, dónde se crean interacciones y aprendizajes maravillosos entre sus participantes, hasta servicios 1-1 totalmente personalizados. Todos ellos usan mi método para obtener resultados rápidos con el menor estrés y las privaciones posibles.

Haz clic aquí para conocer mis programas de coaching 1:1 o aquí para mi Programa Grupal “Barriga en Calma” (próximamente

¡Así es como regresas de nuevo a una vida social divertida, a sentirte bien contigo misma y a disfrutar de nuevo de la comida, incluso con SII u otro problema digestivo!

TAMBIÉN, PUEDES RESERVAR TU SESIÓN DE DESCUBRIMIENTO GRATUITA CONMIGO

Hablaremos de todo aquello que anhelas conseguir y de cómo puedes ser capaz de lograrlo. Tan sólo responde a las preguntas a continuación y haz clic en "Enviar". para solicitar tu sesión de descubrimiento:

Nombre *
Nombre